martes, 11 de mayo de 2010

"WALTER ORMEÑO". GIGANTE EN EL ARCO DE LA "U".

Walter Ormeño
Nos vamos al año de 1946 y todavía niños con 12 años, pero que sentíamos pasión por el fútbol y las estrellas de aquel tiempo. Por herencia simpatizábamos con el Universitario de Deportes y más aún, porque jugaba Teodoro "Lolo" Fernández. Se daba aquel domingo un clásico "U"-Alianza. Lleno completo y tensión en las tribunas con las clásicas arengas y palmas de los hinchas. Recordaba a Carlos Ganoza llamado el "Pez Volador" y a Juanito Criado "El Arquero Cantor" a quienes conocía a través de las revistas. Quedamos algo defraudados al ver salir al campo y ubicarse en los tres palos a un guardameta de no muy buena estatura que fue Juan Sacco, titular de ese partido. El entrenador ya era Arturo Fernández. Todavía se permitía a los jugadores suplentes ubicarse al rededor de la cancha y era notable un morenito de buena estatura, delgado y que llamaba la atención de los concurrentes. 

"Universitario de Deportes".
Alianzo abrió el marcador con gol de Carlos Gómez Sánchez y finalizó el primer tiempo con otro de Emilio Vargas. Fueron al descanso y al empezar el segundo tiempo Juan Sacco resulta lesionado y Arturo Fernández lo reemplaza con el debutante Walter Ormeño. Preocupación en los hinchas cremas, por que el arco quedaba encomendado a un suplente desconocido. Sin embargo, Alianza Lima con su ventaja en el marcador volvía a insistir y puso a prueba al joven arquero y que sorprendía con buenas atajadas.

El joven cañetano.
Para colmo de males se cobra un penal en contra de la "U" y el joven debutante logra impedir el tanto. Aplausos y la barra comenzó a alentar a su cuadro. Llega el empate y es Walter Ormeño el que da seguridad a su valla y se convierte de la noche a la mañana en el nuevo titular del arco crema. Transcurren los minutos y la lucha por el triunfo de ambos equipos era candente. La tarde declinaba y Lolo Fernández, el gran "cañonero", sorprende a Legario y pone en ventaja a la "U". Estuvieron el "cholo" Gómez, Juan Castro, Carlos Alvarado entre otros. El chiquillo Dante Rovay, que ocupó la punta izquierda, sorprendió por su velocidad y no dejó extrañar para nada a "la bailarina loca", como se le conocía a Gilberto Torres. 

Siempre llevó a la "U" en su corazón.
Todas las miradas estaban concentradas en el larguirucho Walter Ormeño, que entregó su valla invicta. Se volteó el score, gracias a goles de Lolo y Alvarado. Fue un partido inolvidable que los hinchas cremas festejaron a rabiar. Ese año y con Ormeño campeonó Universitario. Fue tomando cuerpo hasta convertirse en "Superman". Las atajadas, muchas de ellas para la foto, eran espectaculares. Fue el titular indiscutible y su fama creció aún más cuando lograron el campeonato en 1949. Se fue el "dorado" colombiano, debutó en el Huracán de Medellín y dada su talla de 2.03 fue bautizado como "Gulliver", el famoso gigante de las historietas. Todo esto en el 50 y de allí se iría al Boca Juniors de Argentina por 3 temporadas, sin mucho éxito.

La caricatura
Pasaría al Rosario Central y siendo la competencia tremenda, emigró a México y debutó con el América, pasando luego por el Morelia, Atlante y el Zacatepec. Los años pesaban y estudió para Director Técnico, logrando convertirse en entrenador del Atlante. Tomó la nacionalidad mexicana y fue muy querido en el país azteca donde se retiró y se dedicó a los negocios. Hizo visitas al Perú, lleno de canas, con el pelo totalmente blanco. Muy locuaz y siempre visitaba "Pregón Deportivo", demostrándonos toda su experiencia con buena expresión frente al micrófono. Lo veíamos cerca a nosotros y volvían los recuerdos que reseño con mucha nostalgia, porque éramos de esperarlos a la salida de aquel viejo Estadio Nacional al lado de Lolo y todos los demás.

Frco. Walter Ormeño Arango.
Por la Selección Peruana hizo 13 partidos. Jugó en la Copa América de 1949, en el Panamericano de 1952 y hasta el 57, aceptando todas las convocatorias. Sin ninguna duda fue un notable del fútbol peruano y del mexicano, donde ancló y formó familia. Nuestro recuerdo se agranda desde aquella vez de su debut en el arco de la "U" y que nos ha sido muy placentero reseñar. "FRANCISCO WALTER ORMEÑO ARANGO", tiene un club que lleva su nombre en Cañete, su ciudad natal y en donde subsiste un cuadro que lleva su nombre. El "Superman" en Lima o el  "Gulliver" en el extranjero, son apelativos que se ganó por ser un gigante del fútbol bajo los tres palos. Gracias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario